La historia de la agricultura en España en 1000 palabras

Casi al final del largo camino de nuestra evolución, hay un hito. Este marca la entrada al neolítico y abandona una etapa que nos convirtió en lo que somos y nos expandió por el mundo, el paleolítico. Ese hito, esa marca en el camino se trata de la domesticación de las primeras plantas y animales. Mesopotamia es el origen, hace unos 10.000 años. De ahí se extendió, primero a orillas del mediterráneo luego tierra adentro. En otros sitios surgió de manera independiente, hasta ocho veces en lugares y fechas distintos (China, África, Mesoamérica…). Desde entonces hemos estado seleccionado a nuestro antojo pequeñas variaciones genéticas que, desde nuestro punto de vista, nos resultan más útiles. Selección que empezó hace unos 10.000 años en un punto concreto y continúa hoy en día en cualquier lugar del mundo. No fue un cambio brusco sino gradual, tampoco mejoro la calidad de vida de esos pioneros, al menos al principio, pero permitió la multiplicación y expansión tanto de humanos como de un manojo de especies elegidas.

neolitico

El neolitico, ¿Arcadia feliz? -No lo creo-

Estos pioneros neolíticos llegaron a España, se cree, por vía marítima desde otros puntos del mediterráneo trayendo consigo un paquete tecnológico de conocimientos y semillas. Los últimos estudios le ponen lugar y fecha, el levante catalán hace 7.500 años. De ahí continuó la expansión por el mediterráneo, luego hacia el interior, y alcanzo la totalidad de la península en algo más de 2.000 años. Esto primeros agricultores y ganaderos vivían preferentemente en cuevas y desarrollaron diversas herramientas como azadas, hoces, molinos de mano… además de la cerámica.

Durante la edad de los metales, se fueron abandonando progresivamente las cuevas hacia poblados más estables. Se desarrollan los metales (cobre, bronce y hierro). La agricultura basada en cereales y, en menor medida, leguminosas va ganando terreno a la ganadería, es en esta época cuando el hombre empieza a dejar su huella en el terreno con talas para favorecer sus actividades o calentarse.

ROMA_arado2

Arado romano

Durante el periodo de romanización la tenencia y explotación de la tierra viró desde la explotación familiar en los primeros siglos de romanización hasta una explotación esclavista basada en latifundios. En cuanto a las técnicas de producción, aunque no se puede hablar de una revolución, sí que se producen unas mejoras introducidas por los conocimientos de los invasores, destacan el arado romano, el barbecho, la introducción del regadío o del olivo y la vid, cultivos de especial importancia para el imperio. La ganadería, basada en la cría de caballo, bueyes y ovejas, continuó teniendo un gran peso.

La descomposición del imperio romano desencadeno las invasiones de los pueblos bárbaros que no introdujeron modificaciones o mejoras palpables en el sistema productivo, a excepción del lento paso de un sistema esclavista a uno feudal.

En el 711 Tariq puso el pie en Gibraltar, en pocos años casi toda la península estaba bajo poder del Islam. Los árabes implantaron importantes innovaciones, introdujeron cultivos como el arroz, el naranjo, el algodón, la alfalfa, la sandía… Extendieron y difundieron los sistemas de regadío romanos perfeccionándolos mediante el uso de norias y acequias. Tras la conquista se produjo una redistribución de la propiedad que no altero mucho el sistema latifundista, introduciendo, eso sí, el procedimiento de aparcería en estos latifundios.

Entre los siglos IX y XIII la presencia cristiana fue aumentando en la península. La repoblación de estas zonas se produjo mediante un sistema feudad y privilegios a quienes se trasladasen. La agricultura apenas había evolucionado desde la época romana. Se seguía usando el arado romano, el sistema de año y vez, el trabajo era penoso y el rendimiento escaso, apenas cinco granos por cada uno sembrado, por lo que apenas quedaban reservas, si sobrevenía una mala cosecha o una epidemia, como el caso de la Peste Negra (1348), diezmaba a una población subalimentada. Desde el siglo XIII la ganadería ovina creció espectacularmente debido a la demanda de lana en Flandes y a los derechos que Alfonso X otorgo sobre los campesinos en el Concejo de la Mesta (1273).

La época de los descubrimientos y los viajes de exploración supuso grandes cambios en el menú, una primera ola globalizadora de la alimentación. Nuevos alimentos, indispensables hoy (maíz, judías, pimientos), fueron rápidamente aceptados. Otros, como el tomate o la patata, tardaron más.

El final de la mesta (1836) coincidió temporalmente con el inicio de las desamortizaciones que se llevaron a cabo durante el segundo tercio del S.XIX con el fin de engrosar las maltrechas arcas del estado pero que no consiguieron una distribución más justa de la tierra. Unos 7 millones de hectáreas pasaron a manos de grandes propietarios con un fin bien previsible, su corta o su roturación para usos agrícolas. Esto, unido a la deforestación de siglos anteriores para conseguir pastos, supuso que a principios del S.XX la superficie arbolada española alcanzase su mínimo histórico, y la agrícola su máximo durante la primera mitad del siglo, situación que se ha invertido, y continua haciéndolo, en los últimos 60 años.

foto-2-gasc3b3leo-o-sangre.jpg

El reemplazo era inevitable

Desde mediados del S.XX las áreas productivas se incorporaron a un mercado de amplio radio y dinámico, pasando de producir para un mercado local a producir para un mercado nacional e internacional. Este cambio productivo implico, por un lado, el abandono y marginación de amplias áreas de montaña o poco productivas y el éxodo de sus gentes hacia zonas industriales y, por otro, la intensificación y mecanización de las restantes zonas agrarias. Es a partir de los años 50 cuando se empiezan a ver los primeros tractores, nuevas variedades mejoradas, nuevos planes de regadío, uso de nitrógeno sintético como fertilizante… Esto permitió que el  rendimiento del trigo, que durante siglos se mantuvo sobre 500-1.000 kg/ha, aumentara en solo 60 años hasta los más de 3.000 kg/ha actuales, el maíz paso de 1.500 en 1960 a más de 11.000 kg/ha en 2016. Por otro lado, el porcentaje de población activa dedicada al sector agrario ha pasado del 50% en 1950 hasta el 5% en la actualidad.

La entrada en la UE supuso nuevas medidas y oportunidades, entre las que destaca la aplicación de la Política Agraria Común y acceso a los fondos europeos, la internacionalización o una nueva política ambiental y de calidad. El año 1998 fue el primero de cultivo del maíz transgénico, que cada año suma nuevas hectáreas al igual que nuevos tipos de agricultura como la de conservación o la ecológica. Todo esto hace a la agricultura española un sector de calidad, productivo y respetuoso medioambientalmente.

Anuncios

2 comentarios en “La historia de la agricultura en España en 1000 palabras

  1. Muy interesante el articulo. Si me permites el comentario, está un poco dedicado a la península.

    De la época aborigen se sabe que se cultivaba trigo y cebada, introducido por los aborigenes desde el norte de África (no se se aún como exactamente aún como llegaron)

    Con la llegada de los conquistadores, empezó la epoca de los monocultivos. Se introdujo la caña de azúcar desde Madeira y de Canarias a América. En esa epoca se talaron la onmensa mayoría de bosques de Laurisilva para el procesado de la caña. Hasta que no fue rentable su cultivo.

    Más adelante se cultivo la cochinilla en tuneras (higos chumbos creo que se llama en peninsula) para tintes. Hasta la revolución industrial y el invento de los tintes quimicos. Tambien se fomentó el cultivo de vides. Un dato curioso es que en Canarias aún perduran los patrones de vides originales europeos y no hace falta qur se injerten en un patrón americano. Dicho cultivo permanece hasta la fecha, siendo curioso el caso en Lanzarote, dónde se cultivó en zonas de huerta hasta que en 1700 la irrupción de la zona volcanica de Timanfaya llenó de picón (desconozco si el material volcanico tiene otra denominación en peninsula). Los conejeros (gentilicio de Lanzarote) al pasar los años volvieron a utilizar esas tierras cubiertas de picón, plantando las vides con suelo en tierra pero cubiertas de una buena capa de picón, que recoje la humedad de la noche y aporta nutrientes.

    Con la caída de las colonias americanas, el gobierno español decreto la libertad de comercio para Canarias por el miedo al contagio independentista. Y con ello los ingleses se instalaron en las islas como plataforma de comercio y logística entre sus colonias y la metropoli. En un principio los barcos desde GB llegaban llenos de carbon para que sus flota repostaran y volvian vacíos, así que introdujeron la platanera y el tomate, para así aprovechar el viaje de vuelta. A día de hoy el tomate a perdido fuerza, persiste el cultivo de la platanera y aumentando el cultivo de otros subtropicales como aguacate, mango entre otros, y tambien arandanos. Como dato curioso el cultivo de aguacate, aunque se cultivaba desde hace siglos, se trató de fomentar en los años 70, pero se encontró un mercado europeo virgen y no tuvo mucha aceptación. Aunque a día de hoy se ha retomado su cultivo con fuerza.

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s