Desmontando pseudociencias: estrategias de (des)información

En pleno siglo XXI donde los increíbles avances científicos y técnicos acumulados durante los últimos siglos están presentes en nuestros hábitos cotidianos, y quizás debido a ello, surgen con más fuerzas ciertas pseudociencias y movimientos anti-progreso sin ninguna base científica. Las pseudociencias que más preocupan son las relacionadas con la salud (acupuntura, homeopatía, biomagnetismo, flores de Bach…) aunque están en numerosos ámbitos (astrología, grafología…) al igual que los movimientos anti-progreso (anti-vacunas/transgénicos) o los conspiranoicos (chemtrails, radiación de móviles, tierra plana…).

Nunca antes habíamos tenido tanta información, ni había sido accesible para tantas personas. Esto crea una sobredosis de información en la que surgen una serie de problemas, entre los que destacan los siguientes: dudosa credibilidad de gran parte de la información, criterios de selección erróneos, dilución de información veraz o falta de responsabilidad ética de los informantes.

Naturheilkunde

Esta desinformación o falsa información se ve bien reflejada en los movimientos anti-progreso o en las numerosas pseudociencias. Como indica Felipe Alonso Marcos, estos movimientos degradan la ciencia al hacerse pasar ellos mismo por científicos, suponen un empobrecimiento y un retroceso cultural, buscan lucrarse jugando con la esperanza, el miedo, la incultura o la ingenuidad de la gente y pueden tener graves consecuencias sanitarias, tecnológicas o económicas.

La divulgación científica es muy útil pero no suficiente para eliminar estos movimientos, es necesario un ataque frontal. Casi todos ellos tienen estrategias comunes de (des)información. Para entender, y desmontar estos movimientos, es importante conocerlas y comprenderlas. Yo he encontrado las siguientes:

Uso de lenguaje y terminología científica Sigue leyendo

Anuncios

Europa está perdiendo el tren de la innovación agrícola

En 2012 las investigadoras Emmanuelle Charpentier y Jennifer Doudna publicaron su técnica para realizar cortes precisos en el genoma, basándose en los descubrimientos del español Francis Mojica. Científicos y medios de comunicación celebraron el descubrimiento de este nuevo mecanismo de edición genética, el CRISPR, una nueva técnica con posibilidades casi ilimitadas, un avance decisivo en la ingeniería genética. Una revolución tanto en el campo de la agricultura como en el de la biomedicina o la industria. Sus descubridores han sido galardonados con numerosos premios y se ha quedado a las puertas del Premio Nobel. Sin embargo hace unos días el Tribunal de Justicia de la Unión Europea  ha sentenciado que los organismos producidos mediantes CRISPR deben ser regulados como transgénicos, lo que en la práctica hace casi imposible su cultivo y comercialización. ¿Son lo mismo que los transgénicos? ¿Qué consecuencias tiene esta medida? Primero veamos brevemente en que consiste esta técnica.

¿Qué es CRISPR? Sigue leyendo

La percepción del riesgo: un asunto peligroso

Los errores en la percepción del riesgo son la base de muchos problemas en la comunicación de la ciencia, por lo tanto voy a dedicar la entrada a este tema, intentando aclarar conceptos mediante unos cuantos ejemplos. Porque, cada día, en nuestra vida diaria, tenemos que tomar un sinfín de decisiones que son ejercicios de balance entre beneficios y riesgos, unas inconscientes otras más razonadas. Por desgracia los humanos no somos muy buenos a la hora de evaluar estos riesgos. Esto complica nuestra capacidad para tomar decisiones coherentes, desde decisiones médicas, más o menos importantes, hasta qué alimentos nos llevamos a la boca.

susanna_hertrich_reality-checking-device

Sigue leyendo

Si todos los productos del super son “100% natural”, ¿por qué no los veo en la naturaleza?

Muy sencillo, porque tu comida no es tan natural como crees y todo lo que te llevas a la boca ha sido modificado genéticamente a nuestra conveniencia, creando “monstruos” incapaces de sobrevivir solos (sí, los de la tienda eco también). ¿Te acabo de joder el día? Tranquilo, no hay nada malo en ello. Te lo explico brevemente.

lgseeds-variedad-cereal-intro-527x280

Sigue leyendo

La caza de lobos es ineficaz y acientífica

Ninguna especie animal levanta pasiones tan encontradas como el lobo. Fuente inagotable de mitos y leyendas desde épocas prerromanas y arquetipo del mal en literatura infantil. Odiado por ganaderos y venerado por ecologistas y conservacionistas.

Estos últimos han convocado para hoy domingo una manifestación en Madrid bajo el lema Lobo vivo, lobo protegido. Protestan contra las medidas de “control”, que a día de hoy, se fundamentan principalmente en la caza de unos cupos asignados por las administraciones regionales para frenar los ataques al ganado. Se trata de una protesta de carácter ideológico o moral. Pero, científicamente, ¿está justificada la caza de lobos? Pues parece que tampoco, la gestión letal del lobo se muestra ineficiente, consiguiéndose con frecuencia resultados contrarios a los esperados.

Pero no vayamos tan deprisa, para comprender los efectos de la caza sobre un súper depredador como el lobo, primero hay que comprender unos pequeños aspectos sobre su biología y comportamiento social y el problema que se quiere solucionar con esta.

Brevísimos apuntes sobre el lobo Ibérico

lobo Sigue leyendo

¿Es sostenible un aumento continuo del regadío?

Tras épocas de sequía como la que hemos vivido a finales del año pasado, los debates sobre si la gestión de los recursos hídricos es la adecuada salen a la palestra y se recrudecen con posturas enfrentadas y, en apariencia, irreconciliables.

Durante la segunda mitad del siglo XX y lo que llevamos del XXI, la urbanización, la industrialización, el desarrollo de las actividades turísticas y, sobre todo, la agricultura (que consume en España más del 70% del agua) han favorecido un fuerte incremento de las demandas de agua, superando a veces la oferta natural de recursos disponibles.

Sin ir más lejos, esta semana, la Encuesta sobre Superficies y Rendimientos Cultivos (ESYRCE) anunciaba que durante el 2017 se había aumentado un 2,1% la superficie regada en nuestro país con respecto al 2016, situándose en más de 3,7 millones de hectáreas. Una tendencia esta que se observa en las últimas décadas, por ejemplo en los últimos 15 años la superficie de regadío ha aumentado un 11,2%.

1510052064_pole_oroshaemoe_01

Sistema de riego automotriz o “pivot”

Por lo tanto, surge la duda, totalmente justificada, de si en un año de escasez pluviométrica como el pasado es ético o sostenible un aumento de 80.000 hectáreas en la superficie regada.

Sigue leyendo